Dos años más para Mars Odyssey


La nave más longeva que actualmente estudia Marte, está preparada para nuevas tareas en su tercera extensión de misión para dos años más, para examinar el planeta más parecido a la Tierra. La sonda Mars Odyssey está alterando su órbita para obtener mejor sensibilidad para su instrumento infrarrojo que estudia los minerales marcianos. Durante esta extensión hasta septiembre de 2.010, además apuntará su cámara con mayor flexibilidad que antes. La sonda llegó a Marte en 2.001.

Uno de los descubrimientos de Odyssey, el agua en los polos marcianos. Imagen: LANL


El ajuste de la órbita permitirá al Thermal Emission Imaging System mirar hacia abajo a los lugares donde es media tarde, en lugar de hacerlo a última hora de la tarde como hacía hasta ahora. Esta cámara multipropósito seguirá estudiando la radiación infrarroja emitida por las rocas calentadas para conocer su identidad.


“Esto nos permitirá hacer detecciones más sensibles y reconocer los minerales”, dice Jeffrey Plaut, científico del proyecto en el JPL. El diseño de la órbita de la misión anterior usaba un compromiso entre lo que era mejor para el espectrómetro termal infrarrojo y el espectrómetro de rayos gamma. Con los comandos enviados desde el JPL y desde la sede de Lockheed Martin en Denver, la sonda encendió sus motores durante 6 minutos el pasado 30 de septiembre, el día final de su anterior misión extendida de dos años.

“Esta fue nuestra mayor maniobra desde 2.002 y fue bien”, dice Gaylon McSmith del JPL y director de la misión. “La nave está en buena salud y el suministro de combustible es adecuado para llegar al menos hasta 2.015″. La órbita de Odyssey está sincronizada con el Sol. La hora solar local ha estado situada sobre las 17.00 horas en cualquier lugar que Odyssey sobrevolara y ha hecho una docena de pases diarios desde la región polar norte a la región polar sur durante los últimos cinco años.

El empuje realizado en la maniobra del 30 de septiembre cambiará esta sincronización durante el próximo año de forma gradual. Su efecto será que el momento del día sobre el que pasará Odyssey en cada momento será de unos 20 segundos antes cada día. Otra maniobra que se realizará probablemente hacia finales de 2.009, cuando la hora de sobrevuelo sea de entre las 14.30 y las 15.00 horas locales, terminará con su progresión.

Aunque esto añadirá una mejora en el rendimiento del sistema termal, el cambio hacia media tarde acabará con el uso de uno de los tres instrumentos de Odyssey: el Espectrómetro de Rayos Gamma. Este detector necesita una órbita con una hora más tardía para evitar el calentamiento de algunos componentes críticos. El espectrómetro de neutrones y el detector de neutrones de alta energía seguirán funcionando.

El Espectrómetro de Rayos Gamma ha proporcionado grandes descubrimientos como el del hielo de agua cerca de la superficie en las altas latitudes de Marte, lo que llevó a la construcción de la sonda Phoenix. El detector de rayos gamma además a obtenido mapas globales de la distribución de muchos elementos como el hierro, silicio y potasio, algo que fue de alta prioridad para la primera y segunda extensión de misión de Odyssey. Un panel de expertos recomendó a la NASA realizar el ajuste de órbita para conseguir el mejor retorno científico de la misión para los próximos años.

El incremento de sensibilidad para identificar los minerales de la superficie es un objetivo científico clave para la extensión de la misión que ahora comienza. Además, el equipo de Odyssey planea apuntar la cámara de manera ocasional fuera del apuntado directo hacia abajo que hasta ahora ha realizado. Esto permitirá al equipo de la misión rellenar algunos huecos de mapas anteiores y la creación de imágenes en tres dimensiones.

Además la sonda continuará proporcionando un apoyo crucial para las misiones de superficie, ya que ha retornado la práctica totalidad de los datos tomados por Spirit y Opportunity, y ha compartido la responsabilidad con Mars Reconnaissance Orbiter para retransmitir los datos de Phoenix. Además ha realizado observaciones para evaluar los posibles sitios candidatos para aterrizajes.

Fuente | Sondas espaciales


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Si la entrada te resultó interesante o quieres comentar algo respecto a la noticia, puedes dejar aquí tu comentario

Entradas Relacionadas

 
ir arriba